No te pierdas

Mantequilla de maní fit para tus recetas saludables


Poco llamativa para muchas, quizás sea por su color marrón a veces pálido y poco apetitosa para otras, tal vez por sus pocos ingredientes; súper rica y saludable para mí.

>Les confieso que antes, cuando la veía ni siquiera tenía interés por probarla, no me llamaba para nada la atención, pero desde que comencé a ejercitarme y a comer más saludable, me di cuenta que es una excelente y práctica alternativa para comerla en todo momento.

En el desayuno con tostadas o panquecas, como snack a media tarde, a la hora que el hambre nos vuelve a atacar, con trozos de banana o fresas; o hasta de cena, por qué no, en una rebanada de pan y mermelada.

El maní o cacahuate tiene un gran valor nutritivo, es antioxidante y posee gran cantidad de Vitamina E. Además es rico en “grasas buenas” por tal razón es altamente recomendado cuando estamos en algún régimen alimenticio, ya que nuestro organismo las necesita.

Es muy fácil y lleva pocos ingredientes, si quieres aprender a hacerla tú misma, continúa leyendo.

Solo necesitas

2 Tazas de maní natural ¡Es todo!

Taza-de-cacahuates

Foto: Un dulce hogar

Cómo hacerlo

Coloca el maní en un sartén y llévalo a fuego lento hasta que se ponga doradito.

Licua el maní durante 3 minutos o cuando observes que comienza a botar su propio aceite y se va convirtiendo en una crema.

Debes ir ayudándola con una paleta porque debido a que es muy espesa, se queda en el fondo. Hazlo varias veces hasta que notes su consistencia uniforme.

Colócala en un recipiente y no hay problema de que la mantengas a temperatura ambiente.

Crema-1

Inclúyela  en tus opciones saludables y fit, estoy segura que, como a mí, te va a encantar.

Idea para que hagas un desayuno Fit

 

 

 


Anterior:
Siguiente:

Deja tu Comentario