Cuatro ejercicios para potenciar la fuerza de tus piernas

Si crees que correr no es suficiente para fortaleces tus piernas, puede que estés en lo correcto. Piensas que no estás haciendo suficientes ejercicios para las piernas en el gimnasio, probablemente tengas razón. No te parece que las máquinas hagan trabajar bien los músculos de las piernas si las usas a la vez, también parece que posees buenos argumentos.

Tienes un gran punto, tal vez ejercitar las piernas a la vez no estén haciendo que trabajes las extremidades al máximo. Esto porque usualmente las máquinas del gimnasio requieren que nos sentemos o recostemos y jalemos o empujemos con ambas piernas.

También te puede interesar: Estos son los mejores siete ejercicios para aumentar la fuerza

Así que si quieres fortalecer las piernas, una a la vez para asegurarte de que estás entrenando bien duro esos músculos, estos cuatro ejercicios te serán de mucha utilidad.

1- Semiflexión de peso muerto

Foto: Runner’s World

Dóblate hacia adelante mientras elevas tu pierna derecha. Baja tu brazo izquierdo hasta que esté por debajo de las rodillas. Mantén la espalda y caderas rectas. Vuelve a la posición inicial llevando el peso al talón. Haz de 10 a 15 repeticiones con cada pierna.

2- Sentadillas en una pierna

Foto: Runner’s World

Ponte de pie sobre la pierna derecha. Haz fuerza con los glúteos y flexiona la rodilla hasta que esté por delante de tus pies. Vuelve lentamente a la posición inicial. Haz de 8 a 10 repeticiones.

3- Escaleras

Foto: Runner’s World

Súbete a un step o un cajón de madera. Imita el movimiento de la zancada dejando caer tu rodilla derecha y tu brazo izquierdo, mientras que avanza el brazo derecho. El movimiento debe ser lento y controlado. Empieza con tres a cinco repeticiones hasta que tu técnica sea suave y controlada. Progresa hasta llegar a 10 repeticiones.

También te puede interesar: Deshazte de los rollitos de la espalda con estos tres ejercicios

4- Cruces a una pierna

Foto: Runner’s World

De pie sobre la pierna izquierda, lleva la pierna derecha delante y atrás, y después de derecha a izquierda. Haz cinco series de 10 segundos, añadiendo tiempo según mejore tu estabilidad. Una banda en los muslos aportará más resistencia al movimiento.

En casa, sencillo, con tu peso corporal y con muchas ganas tendrás unas piernas de envidia; en especial si eres una asidua a las carreras o caminatas. Notarás una diferencia en la potencia de tus piernas al correr, ya que estarás realizando ejercicios en la posición natural en la cual realizas esos ejercicios.

Con información de Runners.


Síguenos en Facebook