8 Tips para hacer Meal Preps sin estresarte

Si ya consideraste unirte al movimiento del Meal prep para facilitarte la vida te quiero dar una gran felicitación. ¿Pero por dónde empezar? Primero, lo primero… si no lo sabes, el meal prep, o preparación de comidas es una tendencia que se ha popularizado en las redes sociales y la cual consiste en cocinar grandes cantidades de comida de una vez para luego distribuirlas y congelarlas.

De manera que a lo largo de la semana tengamos acceso a los alimentos ya listos de manera rápida y todo lo que tenemos que hacer es descongelarlas, agregarle algún ingrediente adicional si queremos y listo. En minutos tienes una comida balanceada.

Este sistema garantiza ahorrar tiempo y esfuerzo, pero además, si queremos tener control sobre lo que comemos, es una excelente manera de cocinar en casa y saber exactamente qué ingredientes consumimos.

También te puede interesar: Meal prep: Burritos para el desayuno directo del congelador

Foto: Pop Sugar

Ahora que ya estás entusiasmada y quieres empezar lo más pronto posible, no pierdas la cabeza y revisa estos tips para que comiences con buen pie y no te estreses en el proceso.

1- Escoge una comida

No es necesario que comiences a preparar todas y cada una de las comidas de la semana. Sabemos que quieres ahorar un poco de tiempo; pero hacer todo es una locura.

Así que elige solo una comida para que la transformes en meal prep. Piensa primero si prefieres el desayuno ya que nunca tienes tiempo para hacer algo en la mañana; o la comida para llevarte al trabajo; o mejor la cena ya que llegas a casa muy cansada como para cocinar. Incluso considera la opción de mejor tener listas las meriendas para que no sucumbas a tentaciones y comas dulces o comida chatarra.

Empieza por solo una, la que mejor te convenga. Luego ya veremos.

2- Elige un tema

Así como si planearas una fiesta y todo lo que hagas debe seguir ese curso temático, será parecido hacer tu meal prep. Digamos que los lunes son de sopas, los martes de pavo, los miércoles de ensaladas. O incluso si quieres que toda la semana sea de comida mexicana; o toda la semana de batidos verdes; o todas las cenas de alimentos marinos.

Tú elige, así estarás más centrada, sabrás que comprar en el mercado e incluso puedes planear solo con lo que tienes ya en la nevera y despensa.

3- Haz lo que te funcione

Internet está llena de recetas e ideas para hacer el meal prep; pero si tú solo puedes comprar vegetales o no sabes cocinar muy bien, ni quieres, y eres feliz con un ensaladas para los almuerzos, entonces eso está bien.

Prueba cosas nuevas pero no te sientas derrotada si no funcionaron para ti; solo aplica lo que te combiene porque, después de todo, el meal prep se trata de conveniencia.

Foto: Pop Sugar

4- Aprovecha las sobras

Si tienes tiempo de cocinar en grande los fines de semana, aprovecha lo que sobre para tomarlo algunos días después en la semana. Esta es la meal prep clásica que hemos venido haciendo desde que visitamos a nuestra abuela y nos llevamos envases llenos de comida que nos traemos al trabajo al día siguiente.

5- Congela lo que puedas

Para el meal prep tu mejor amigo es el congelador, ya que es la mejor manera de mantener en buen estado los alimentos ya preparados. Solo asegúrate de no poner a congelar comidas muy condimentadas o con salsas, o ingredientes que puedan fermentarse. Es preferible congelarlos lo más simple posibles y luego sazonarlos cuando los saquemos.

6- Elige el meal prep que más te haga falta

Si la verdad es que casi nunca comes porque estás muy ocupada en la oficina y compras cualquier cosa; pues ya sabes que necesitas hacer meal preps de almuerzos. Puede que tengas muchas ideas para smoothies y cenas ligeras. Pero esta vez tu salud te pides que te centres en lo que necesitas.

Foto: Pop Sugar

También te puede interesar: Meal prep: Haz todos los almuerzo de la semana en tan solo 30 minutos con esta receta

7- Corta los vegetales

Si el meal prep completo no es lo tuyo, puedes empezar por solamente tener algunos ingredientes ya listos, como por ejemplo, tener los vegetales ya cortados para usarlos. Pela los ajos, desgrana el maíz, corta los pimentones en cubitos; ya tienes la idea.

Ahórrate todo el tiempo de cortar los ingredientes y tenlos ya listo para usarlos.

¿Fácil, verdad? A veces con toda la información que ronda las redes puede resultar abrumador adoptar un nuevo proceso. Lo importante es que te funcione para lo que necesites y no lo adoptes solo por la moda.

El objetivo es ahorrar tiempo y esfuerzo sin estrés ni preocupaciones.

Con información de Pop Sugar.

También te puede interesar: 5 Trucos para cocinar más rápido y mejor

Video cortesía i24Web

Ya quieres hacer todo lo posible por ahorrar tiempo y no pasar todo el día dentro de la cocina, échale un ojo a estos consejos para que cocines más rápido.


Síguenos en Facebook