Pequeñas pero efectivas: 10 Razones para comenzar a comer semillas de calabaza

Si hablamos de pequeños amigos para la salud, usualmente pensamos en las nueces; pero olvidamos que las semillas también proveen de muchas propiedades positivas para el organismo.

Las semillas de calabaza son uno de los alimentos con más beneficios que podemos encontrar: poseen abundantes nutrientes como magnesio, manganeso, cobre, zinc y proteína. Además nos ayudan a bajar de peso ya que su contenido en fibra nos hace sentir más llenas por más tiempo.

También te puede interesar: ¡Perfectos para la merienda! 6 Alimentos que suprimen el hambre

Si esto aun no te ha convencido para que comiences a engullir semillas de calabaza, échale un ojo a estas 10 razones por las cuales te recomendamos incluirlas en tu dieta.

1- Reduce el colesterol: El aceite de las semillas de calabaza contiene fitoestrógenos, una sustancia que eleva el colesterol bueno en la sangre y reduce la hipertensión, por lo tanto previene enfermedades cardiovasculares.

2- Previene la diabetes: Este alimento también ayuda a reducir los niveles de glucosa, por lo que mantendrá el azúcar a raya.

3- Facilita la pérdida de peso: Estas semillas poseen fibra, proteínas, vitaminas y minerales como el el fósforo, que en especial aumenta el metabolismo de los carbohidratos y las grasas, haciendo de esta menra que perdamos peso.

4- Alivia la artritis: La semillas de calabaza poseen antiinflamatorios antioxidantes que pueden asistir en la reducción de la inflamación en la artritis. Además, contienen ácidos Omega 3, los cuales ayudan a la disminución de la rigidez de las articulaciones, mejorando la movilidad.

5- Previenen la osteoporosis: A medida que vamos envejeciendo nuestros cuerpos experimentan una pérdida de minerales, usualmente resultando en una pérdida de densidad ósea. Las semillas de calabaza contienen zinc y fósforo, sustancias que alimentan la salud de los huesos, haciendo que se mantengan fuertes.

6- Mejoran el ánimo: Estas semillas se relacionan con la reducción del estrés ya que contienen fitoquímicos que favorecen la conversión del triptófano en serotonina, una hormona que reacciona en el cerebro provocando una sensación de felicidad.

7- Alivian los síntomas de la menopausia: Este alimento reduce síntomas como “calorones”, dolores de cabeza, sudoración nocturna y cambios de ánimo; esto porque las semillas tienen un efecto modulador de las hormonas.

8- Mantienen la salud de la próstata: Los antioxidantes de las semillas de calabaza también evitan el crecimiento de la próstata proveyendo de zinc a este órgano para su funcionamiento correcto.

9- Mantienen los niveles de testosterona: Dada sus característica de modulador hormonal, las semillas de calabaza aumenta los niveles de testosterona en hombres y mujeres durante la menopausia y andropausia.

También te puede interesar: ¡Desínflate! 5 Alimentos antiinflamatorios para agregar a nuestra dieta

10- Previene el cáncer: Las semillas de calabaza se han relacionado con la prevención y tratamiento del cáncer gracias a su contenido en fitoquímicos.

¿Qué esperas para sumar este pequeño amigo a tu menú regular? Las semillas de calabaza son muy versátiles, se pueden agregar a cualquier tipo de alimento o se pueden consumir muy bien solas; un puñado funciona perfectamente como una merienda baja en calorías que te dará mucha energía.

Ten una dieta balanceada y no dejes de lado las semillas, en especial las de calabaza.

Con información de Healthy Entire Life.

También te puede interesar: un TÉ para cada parte de tu cuerpo! | i24Salud

Video cortesía de i24Web


Síguenos en Facebook